Category: Economía


A partir de este lunes tres de septiembre entra en vigor la Resolución No. 122 de la Aduana General de la República de Cuba referente a los envíos hacia el país por vía aérea, marítima, postal o de mensajería.

Entre esas disposiciones figura la unificación del método de valoración de los envíos aplicando la alternativa Peso-Valor, donde un kilogramo de misceláneas será igual a 10 pesos.

De este modo se elimina el procedimiento anterior, que establecía para los envíos postales o de mensajería el valor de 20 pesos por kilogramo.

Para determinar la valía de los productos que no clasifiquen como misceláneas (efectos electrodomésticos y otros bienes duraderos) y entren al país por esas vías, se emplearán otros mecanismos, como la factura de las mercancías, la Declaración de Valor y el Listado de Valoración en Aduana para la Importación sin Carácter Comercial.

Tales procedimientos serán aplicados individual e independientemente sobre cada artículo, apuntó.

El pasado dos de agosto comenzó a regir para los pasajeros cubanos y extranjeros residentes permanentes en Cuba la Resolución No. 222 del Ministerio de Finanzas y Precios (MFP), que modifica la tarifa arancelaria sobre los artículos importados sin carácter comercial.

Aplicadas por la Aduana General de la República (AGR), dichas tarifas se emplean de forma progresiva, explicó a Granma Carmen Arias Suárez, subdirectora de Técnicas Aduaneras de la AGR.

Esos gravámenes fueron reformados con la eliminación de una de las tres tarifas que se aplicaban, aunque no varió el hecho de considerar los primeros 25 kilogramos del equipaje como efectos personales y, por tanto, libres de pago.

Tampoco varió la exención de aranceles de 10 kilogramos de medicamentos, de prótesis, libros científicos o silla de ruedas para inválidos.

Igualmente no pagarán derechos de aduana los artículos importados sin fines comerciales cuyo valor no exceda los 50,99 pesos.

Para los productos que superen ese importe y alcancen los 500,99 pesos, los derechos aduaneros serán del 100 por ciento de su valor, o sea, que se pagarán por la misma cantidad de su valor; y para los que oscilen entre los 501 y mil pesos, el 200 por ciento, es decir, el doble.

Aclaró la directiva aduanera que si el valor de lo importado fluctúa de la primera a la segunda tarifa, ello no significa que deba aplicarse a todos los artículos el arancel establecido para una u otra.

Precisó que si su valía es de mil pesos, los 500,99 iniciales que se incluyen en la primera tarifa serán pagados al 100 por ciento de su valor, y el resto, al 200 por ciento.

Aclaró que uno de los cambios introducidos en la Resolución No. 222 está referido a la moneda en que deben liquidarse los derechos aduaneros.

Al respecto, ese cuerpo normativo establece que el pago de la primera importación realizada en el año calendario (del primero de enero al 31 de diciembre) se realizará en pesos cubanos (CUP), mientras que el de la segunda, se hará en pesos convertibles (CUC), abonados en CUP, según la tasa de cambio vigente para la población.

Sin embargo, este 2012 se considerará como año calendario el periodo comprendido entre el dos de agosto  fecha en que entró en vigor la Resolución No. 222  y el 31 de diciembre.

Según explicó Arias Suárez, la primera importación a considerar por las autoridades aduaneras será aquella por la cual el pasajero debió pagar arancel, pues su equipaje excedía los 50,99 pesos libres de pago, además de los 25 kilogramos considerados efectos personales.

Indicó que si en lo que resta de año esa misma persona viaja nuevamente, pero los artículos que porta a su entrada al país  sin incluir sus efectos personales  no sobrepasan los 50,99 pesos, no deberá pagar arancel y por tanto, no se considerará una importación.

Si el equipaje supera ese monto, entonces clasificará como una segunda importación y deberá abonar el importe determinado en pesos cubanos, por su equivalente en pesos convertibles, acotó la funcionaria.

Fuente:Cubadebate

Anuncios

El 2012, un año de desafíos

Quedan pocos días para que el 2011 termine y ya asoma la cara el próximo año, en el cual seguro nos propondremos metas o trataremos de culminar alguna tarea que dejamos inconclusa, utilizando como pretexto los aires renovadores de un nuevo ciclo.
Con esa disposición deben continuar implementándose los Lineamientos de la Política Económica y Social del Partido y la Revolución, aprobados por el VI Congreso, guía imprescindible para salvaguardar el Socialismo y desarrollar nuestra afectada economía.
Desde hace tiempo Raúl Castro Ruz, presidente de los Consejos de Estado y de Ministros se viene refiriendo a la necesidad de realizar cambios estructurales y conceptuales, sin desdeñar el principio fundamental de la Revolución: la igualdad.
Proceso que se lleva a cabo hoy y en el que todos, sin excepción, debemos estar involucrados, con el fin de que aumente la producción de alimentos y de bienes y servicios exportables, para reducir las importaciones, así como cumplir con los contratos y en consecuencia con los planes, por citar algunos ejemplos.
En este año, son muchas los pasos tangibles y concretos que se han dado en nuestra provincia, seguiendo lo planteado en los Lineamientos y acompañado de las transformaciones legislativas en aras de fortalecer la institucionalidad, en cuya tarea están inmersos los juristas guantanameros.
Así lo confirman las más de 39 hectáreas de tierras entregadas en usufructo, la expansión del trabajo por cuenta propia en todas los municipios del territorio o las medidas más recientes: la autorización de la compraventa de automóviles y viviendas y la ampliación de créditos bancarios a personas naturales y residentes permanentes, que mantienen llenas notarías, bancos… de Guantánamo.
Pero como todo proceso, este documento rector sólo es una guía para señalar el camino a seguir, pues la verdad se descubre con la práctica, de ahí la importancia de desterrar la inercia, crecer en responsabilidad, eficiencia y acabar de acometer ese cambio de mentalidad que frena cualquier intento de avance.
La cuestión es ver lo antes posible el resultado del trabajo en la mesa, en que si hay que producir palas, limas, vagones u otra herramienta se hagan las comprometidas y con calidad; en cumplir las zafras de café, azúcar… sin aceptar justificaciones en caso de no acometerse por una deficiente planificación.
Sin dudas el 2012 va a ser de muchos desafíos, un período de continuar alimentando la voluntad de mejorar la imagen de empresas, centros estudiantiles, organismos… ampliar opciones, eliminar el maltrato, combatir las indisciplinas sociales, para lograr al final el Guantánamo que queremos, tal como lo persique el movimiento popular En nosotros la victoria.
Eso es implementar los lineamientos. ¿Está excento de contradicciones? No, por ello, se requiere constancia, firmeza y resulta imprescindible controlar y monitorear rigurosamente para corregir los errores sobre la marcha. De nuestro arrojo depende alcanzar los objetivos que persiguen el país y la dirección del Partido en la más Oriental de las provincias cubanas.

Garantizan bebidas para el fin de año

El refresco y bebidas alcohólicas como ron, licor y vino no faltarán en los establecimientos de la red gastronómica en los días de celebración por el advenimiento del nuevo año, asegura Omar López del Toro, especialista comercial de la Empresa de Bebidas y Refrescos en la provincia de Guantánamo.
Desde el 20 de diciembre y hasta el 3 de enero la entidad prevé abastecer a Comercio de unas tres mil cajas de ron embotellado y 50 mil a granel, el cual se expenderá en restaurantes, en establecimientos ubicados en la arteria donde se realiza la noche guantanamera y otras unidades.
Igualmente la Empresa de Servicios Especiales contará con esta bebida envasada en pomos de 700, 750 mililitros y de dos litros, así como licores y vinos seco y dulce de guayaba, marañón, fruta bomba y pasas, según informa a Venceremos López del Toro.
De acuerdo con el directivo también suministrarán refrescos embotellados y en bolsas, sirope en recipientes de dos litros y una pequeña proporción a granel destinada al Coppelia y a la cremería de la provincia, y facilitarán agua destilada para la elaboración de la coctelería.
“El 3 de enero se dedicará a los infantes y en apoyo a esta actividad, nos comprometimos a entregar tres pipas de refresco, cantidad que distribuirá Comercio en sus unidades”, destaca López del Toro.
Asimismo subraya que hasta el momento sobrecumplen la producción de esta bebida en un 123 por ciento, de ron y licor en un 136 y vino en un 126, pues las demandas de la población han estado por encima de lo proyectado en el plan anual.
En tanto, las gestiones de la dirección de la empresa para garantizar las materias primas con el fin de suplir las necesidades de los guantanameros, permitirán que se oferten estos líquidos durante las festividades por el fin de año.

Por vez primera la Empresa Alimentaria de Guantánamo produce helado a partir de frutas naturales cosechadas en el municipio de Guantánamo con destino a la comercialización en la Unidad Guailí, subordina a dicha entidad.

La unidad ubicada en Los Maceo entre Donato Mármol y Carretera, en esta ciudad, fue inaugurada el pasado 11 de octubre y forma parte de las obras del programa de desarrollo local en el territorio en aras de ampliar el diapasón de ofertas gastronómicas a la población guantanamera.

En potes de 250 mililitros y de 50 kg se envasa la golosina a partir del aprovechamiento en las diferentes etapas de las cosechas de mango, zapote, níspero…

Igualmente se expenden paletas elaboradas con esas frutas y 35 variedades de dulces tales como ojo de buey, de luna, tiatanof, tarritos, entre otros, todos en moneda convertible.

Según Agustín Turcás Samón, especialista en mercadotecnia de la Alimentaria en la provincia, el helado y las paletas son procesados en el propio establecimiento, lo cual evita que pierdan calidad los productos en el traslado a la instalación.

“Tenemos todas las condiciones para trabajar con calidad, pues contamos con maquinarias procedentes de Italia con sólo dos años de explotación que antes estaban en Baracoa”, refiere.

De acuerdo con Turcás Samón se trabaja en un proyecto similar en el municipio de Niceto Pérez, con el objetivo de llevar este tipo de instalaciones a otros territorios de la provincia.